Esta dependencia municipal se trasladará desde el espacio que ocupa en la Estación del Ferrocarril al ámbito de la Casa de la Historia y la Cultura ubicada en Salvarredy casi Av. 9 de Julio. Por esta razón mientras dure el traslado el Museo estará cerrado al público.
Según lo precisó su creador el Profesor Juan José Rossi este cierre se extenderá aproximadamente un mes, a partir del 16 de febrero, para comenzar con las tareas de traslado de las piezas.
Este nuevo espacio con que contará el Museo, consiste en una sala amplia de planta alta donde se instalarán todas las piezas exhibidas en el antiguo lugar, sumándose ahora también una biblioteca que antes no se exhibía por falta de espacio. También queda abierta la posibilidad de ir agregando colecciones de otros pueblos de toda América además de la actual sobre la Argentina.
El Museo, que cuenta con visitas de diferentes Escuelas durante todo el año, estará reanudando sus actividades normales seguramente en el mes de abril, contando con instalaciones más amplias que brindarán mayor comodidad a sus visitantes tanto para el recorrido como para las charlas.

Museo Ivy Mära Ey

Fue creado en el año 2008 y funcionó desde su inicio en la Ex Estación del Ferrocarril. Está dedicado a las culturas originarias y su nombre en guaraní significa “La Tierra sin Mal”. En él se recupera la historia de las culturas nativas y nació como parte de un emprendimiento del Profesor Juan José Rossi, egresado de Humanidades Clásicas, Filosofía y Teología de la Facultad Pontificia de Buenos Aires.
Según sus propias palabras, el Ivy Marä Ey “intenta conectarnos con la totalidad de la historia argentina y, en lo posible, americana. Generalmente pensamos que nuestra historia empieza con la venida de los europeos desde 1492 en adelante, sin embargo la historia del argentino, del entrerriano, del americano en general comienza cuando el hombre de hace 40 mil años ingresa al continente americano a través de Bering desde Asia a nuestra tierra, allí empieza la historia del hombre que somos nosotros”, explicó Rossi. De allí es que comienzan a surgir las distintas culturas y diferentes pueblos como el quechua, el toba, los wichis, charrúas, guaraníes etc. Culturas que rescata este Museo para su preservación.
En este sentido Rossi afirmó que “lo que está representado en este museo es precisamente la cultura, tanto el arte como las estrategias industriales comunes de la vida de los pueblos de la Argentina, en especial de los pueblos de nuestro territorio entrerriano, en la república del Uruguay, como en Paraguay, Bolívar y Chile”. “Todos aquellos que hemos nacido aquí en el continente tenemos una historia que nos respalda de 40 mil años, dentro de la cual están precisamente todos los pueblos que están representados en este recinto”, concluyó el fundador del Ivy Marä Ey.

Casa de la Historia y la Cultura de la ciudad de Chajarí

Este nuevo lugar fue inaugurado en septiembre del año pasado y consistió en la remodelación y ampliación de las instalaciones del Centro Cultural Municipal “Constantino Caballaro”.
La obra abarca la construcción de 178m2 de superficie cubierta, la que se define en dos plantas. Este edificio cuenta con dos salas grandes, planta baja y primer piso conectados en planta con el auditorio del Centro Cultural.
Una sala estará destinada a muestras y exposiciones que tengan que ver con la historia, mientras que en la otra funcionará la Escuela de Música. De la misma manera, será destinada para los ensayos de los diferentes coros, clases de piano, guitarra y violonchelo, entre otras actividades culturales que brinda el Gobierno de Chajarí.
También se ha destinado la planta alta de estas nuevas instalaciones al Museo Ivy Marä Ey, para su traslade a este lugar.
Por su parte, los fines de semana se brindarán espectáculos de café literario y café concert, junto a diferentes eventos artísticos que puedan desarrollarse en dichas instalaciones.
En planta baja se ubica una cochera, y una sala de exposición e ingreso. A la planta alta se puede acceder mediante una escalera, a su vez la planta se encuentra conectada al pullman del auditorio.
En el hall de ingreso a la planta alta se encuentra un mural pintado por Aldo Vercellino. El artista local fue convocado por el Gobierno de Chajarí para realizar una obra temática, referida a la amistad.